Un choque de estrellas sería visible en la Tierra en el año 2022

Si las predicciones del astrónomo Lawrence Molnar —y su equipo en el Calvin College de Michigan, Estados Unidos— se cumplen, más o menos en cinco años (réstale o súmale 7 meses) la Tierra podría ser testigo de un raro evento astronómico que tomaría lugar a unos 1.800 millones de años luz del Sol.

Molnar propone que ahí un sistema binario está al borde del colapso y que, cuando este llegue, precipitará una nova roja, una explosión estelar que iluminará el cielo de rojo y que será visible claramente en el firmamento incluso en áreas urbanas de la Tierra.

Un sistema binario es uno conformado por dos cuerpos celestes, comúnmente estrellas, lo suficientemente cerca una de la otra como para que su campo gravitacional las haga orbitarse entre sí.

Luego de millones de años de un baile de cortejo mortal, la coreografía llegará a su fin en cinco años, según Molnar, cuando los astros finalmente estén tan cerca uno del otro como para chocar entre sí y acaben en una gran explosión, una nova roja.

“Nuestra predicción se basa en el ejemplo del precursor de la nova roja V1309 Scorpii, que se encontró retrospectivamente como un [sistema] binario de contacto con un período exponencialmente decreciente”, señala Molnar en el documento que reúne sus observaciones y que ha presentado ante la Sociedad Astronómica Americana, en un evento institucional realizado este mes.

El par de astros, bautizado CCI 9832227 por sus observadores, está tan cerca que comparten la misma atmósfera, en lo que sería una escena similar a la que ilustra esta nota (una mera representación artística de una nova roja a partir de un sistema binario). Al igual que el par de V1309 Scorpii, ambas fueron observadas girando cada vez más rápido. V1309 explotó inesperadamente en 2008 y el mismo destino correría CCI 9832227, según Molnar, quien formula la predicción tras 2 años de estudio, en que ha podido descartar otras eventuales explicaciones a sus observaciones.

Según el investigador, se trata de una oportunidad en un millón la de predecir una explosión de esta naturaleza y para comprobar su propuesta, bastará con observar el cielo detenidamente cerca a esas fechas. Un brillo de color rojo, como una estrella, deberá ser visible al ojo desnudo.

 

Hans Huerto

Si te gustó esta noticia, entérate de más a través de nuestros canales de Facebook y Twitter.

Suscríbete.

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.

Leer también

A inicios de mes, el 3 de noviembre, la República Popular China lanzó el primer cohete de carga pesada de su historia, el Larga Marcha-5, hito considerado el más grande de todos los avances espaciales del gigante asiático. Dicho lanzador empata la capacidad del imponente Delta-4 Heavy estadounidense, que puede enviar hasta 25 toneladas a la órbita baja de la Tierra. La misión pone al país presidido por Xi Jinping en una posición inmejorable en la carrera espacial y es una muestra más de cómo China es “con pleno derecho, la nueva gran potencia de la exploración espacial”, según el astrofísico Antonio Eff-Darwich. El académico y catedrático de la Universidad de la Laguna brindó una entrevista a N + 1 analizando alcances y potencialidades de aquel país en el referido campo.

China es, “con pleno derecho, la nueva gran potencia espacial” [ENTREVISTA]

El pasado 8 de septiembre la NASA lanzó desde Cabo Cañaveral la sonda OSIRIS-REx, con el objetivo de estudiar in situ al asteroide Bennu. Se trata de una misión crucial que traerá por primera vez muestras no contaminadas de un asteroide de tipo primitivo que podremos estudiar en detalle, con los mejores instrumentos de laboratorio que existen. Allí estuvo el Dr. Javier Licandro, Investigador Titular del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC) y colaborador en la referida misión de la agencia espacial estadounidense.

¿Estamos preparados ante el impacto de un mortal meteorito?