Proyecto peruano será enviado a la Luna para su puesta en práctica

Las biopelículas que el equipo peruano espera desarrollar en la Luna.

La iniciativa presentada por Ruth Quispe Pilco, Sofía Rodríguez Venturo y Williams Solís Quispe —los tres jóvenes científicos peruanos que conforman el equipo Killa Lab (“Killa” es la palabra quechua para Luna)— logrará llegar al satélite de la Tierra para ser puesta en práctica ahí.

Así lo anunció hoy en la India el jurado del concurso para científicos jóvenes Lab2Moon, impulsado por la organización de ese país Team Indus, creada a fin de alentar negocios tecnológicos innovadores.

La iniciativa de Killa Lab consiste en el desarrollo de un dispositivo que permita el crecimiento de una biopelícula en las condiciones de la Luna. Un biofilm es una suerte de tapete compuesto por miles de microbios, constituyendo un ecosistema asociado a una superficie viva o inerte, con características microorganismos cumpliendo diferentes funciones y conformando estructuras complejas. Los biofilms, en la práctica, son placas conformadas por microorganismos bacterianos, al interior de las cuales estos se modifican e incluso se fortalecen, aumentando la resistencia a fármacos de algunas infecciones que causan o incluso de plagas que azotan cultivo. No obstante, estos grupos pueden ayudar a  mantener la salud de suelos y aguas, degradando sustancias tóxicas, pero también tienen aplicaciones en la producción comercial de químicos y la generación de electricidad.

La exposición a la radiación espacial puede ser un factor limitante para estas biopelículas y otras formas de vida que se quieran replicar en la Luna, en futuras misiones tripuladas. La superficie de la Luna, al carecer de una atmósfera protectora como la Tierra, está sometida a radiación ionizante, desecación, alta radiación ultravioleta de los rayos del sol y fluctuaciones extremas de temperatura. “Queremos enviar a la Luna un dispositivo de prueba que usará biofilms de cianobacterias aisladas de ambientes extremos expuestos a radiación intensa, para entender el efecto de la radiación de la Luna sobre ellos y su cinética de descomposición”, señala el equipo en la web del concurso.

El certamen en cuestión fue ganado por el equipo italiano de Space4Life, precisamente proponiendo la creación de un escudo conformado por cianobacterias (las mismas de Killa Lab) para protegerse contra la radiación en la Luna.

Y aunque Killa Lab no acabó en el primer lugar del concurso, fue elegida junto a otros seis equipos —de entre 25 finalistas— para que sus proyectos acompañen al de Space4Life en su viaje a la Luna y su puesta en práctica ahí.

Aunque había otro equipo peruano en la final, junto a otros mexicanos, estadounidenses e indios (en su mayoría), el de Killa Lab fue el único latinoamericano elegido para llegar al satélite de la Tierra.

Al recibir el reconocimiento, Ruth Quispe dijo: “Quiero dar las gracias a mi país por apoyarnos, vamos a hacer una buena misión, vamos a ir a la Luna y vamos a hacer ciencia de verdad, astrobiología del Perú, de la India, a la Luna”.

Una nave espacial de Team Indus llegará este año a la Luna, con los 8 proyectos científicos elegidos, para ejecutarlos ahí.

Hans Huerto

Si te gustó esta noticia, entérate de más a través de nuestros canales de Facebook y Twitter.

Novedades

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.