Pantalla flexible mejorada no pierde sensibilidad al doblarse

Pantalla táctil flexible. University of British Columbia

 

Especialistas de la University of British Columbia han desarrollado una pantalla táctil que puede ser usada incluso cuando está plegada. A pesar de que el prototipo mostrado ha sido de tamaño compacto, las dimensiones pueden ajustarse a distintas necesidades. La investigación fue publicada por Science Advances.

En el mercado existen pantallas móviles que pueden sentir presión (más fuerte o débil), como el 3D Touch del iPhone 3, y algunos que pueden incluso detectar al dedo sin llegar a tocar la pantalla, como el Samsung AirView. Hay también pantallas que se pueden doblar, que son transparentes y estirables. En la mayoría de casos, sin embargo, las pantallas pueden ser flexibles, pero al momento de doblarse pierden la capacidad de responder a las órdenes táctiles. La pantalla de desarrollada por los investigadores canadienses responde a esta necesidad, sin dejar de contar con los avances en cuanto a la sensibilidad.

El prototipo de la nueva pantalla táctil tiene 5 cm2 y está hecho con unas capas delgadas de elastómero de silicona entre las cuales se insertó una capa de hidrogel conductor y cloruro de litio. Además, en las esquinas de la pantalla fueron colocados cuatro electrodos. 

La función de lectura del sensor se logra gracias al cambio de resistencia que se da entre el punto donde se ubica el contacto táctil hacia los electrodos. De acuerdo a los investigadores, gracias a este esquema es posible evitar las percepciones fallidas que pueden presentarse debido al estiramiento o plegado de la pantalla. Por su parte, el hidrogel cambia de grosor al contacto. 

De acuerdo a los desarrolladores, la primera pantalla táctil flexible puede usarse en diversos productos electrónicos. Aún más, cada pantalla de este tipo podría incluso convertirse en una “piel” sensible para los robots, lo que permitiría un incremento de la información que pueden recopilar del mundo que los rodea. 

En diciembre del año pasado, un grupo de científicos japoneses presentó la tecnología de pantallas de LCD “superflexibles”. Este invento fue desarrollado con cristales líquidos colocados dentro del células ultradelgadas de poliimida. Esto permitía estabilizar la ubicación de los cristales y evitar la distorsión de la imagen al doblar la pantalla. 

 

Basilio Sychev
Si te gustó esta noticia, entérate de más a través de nuestros canales de Facebook y Twitter.

Novedades

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.