Cómo la sangre rejuvenecida puede ayudarte a esquivar el envejecimiento

En la sangre, y su renovación, yace el secreto de la longevidad. El poder rejuvenecedor del plasma sanguíneo se ha comprobado en experimentos como aquel de un ratón viejo y uno joven, unidos quirúrgicamente para compartir un mismo sistema circulatorio, en que se comprobó que el primero rejuvenecía mientras su compañero declinaba.

¿Pero es solo el plasma el componente sanguíneo con potencial rejuvenecedor? Un reciente estudio de la Universidad de Ulm publicado en EMBO Journal da cuenta de que células madres —empleadas en variedad de terapias regenerativas— son activadas por una proteína llamada osteopontina, para producir más glóbulos blancos y así, en otras palabras, comportarse como sangre más joven. Ello haría realidad rejuvenecer sangre y organismos con solo una inyección de la sustancia.

Los glóbulos rojos y blancos son producidos por células madre que provienen de las células madre originales en la médula ósea. Pero a medida que envejecemos, el número de estas células madre originales disminuyen y con ello los glóbulos rojos y los blancos —linfocitos B y T— debilitando el sistema inmunológico. Por ello, por ejemplo, “los ancianos no están preparados para combatir infecciones graves", dice Hartmut Geiger en la Universidad de Ulm en Alemania.

Cuando el equipo de Geiger examinó la médula ósea en ratones, encontraron que los animales más viejos tienen niveles mucho más bajos de osteopontina. Para comprobar si esta tiene un efecto en las células madre sanguíneas, el equipo inyectó células madre en ratones que carecían de osteopontina y encontró que las células envejecían rápidamente, ante la escasez de esta proteína.

Asimismo, comprobaron que cuando las células madre más antiguas se mezclaron en un plato de laboratorio con osteopontina, esta las activó y comenzaron a producir glóbulos blancos igual que las células madre jóvenes.

"Si podemos traducir esto en un tratamiento, podemos hacer que la sangre vieja de nuevo", dice Geiger.

Sin embargo, estudios a largo plazo son necesarios para ver si este enfoque puede rejuvenecer todo el sistema de sangre y si esta nueva sangre realmente actúa como la sangre joven normalmente lo haría. Para ello, el equipo de Geiger está desarrollando un fármaco que contiene osteopontina: "Debería potenciar el sistema inmunológico de las personas mayores".

Tal droga podría tener beneficios más allá de combatir la infección y aliviar la anemia. El equipo también cree que la proteína aumentará los niveles de células madre originales cuya escasez se ha relacionado con enfermedades del corazón y su abundancia a la evasión de estos males. La osteopontina también podría ser útil para tratar trastornos sanguíneos relacionados con la edad, como las mielodisplasias que involucran células disfuncionales, dice Martin Pera, del Jackson Laboratory en Bar Harbor, Maine.

Hans Huerto

Si te gustó esta noticia, entérate de más a través de nuestros canales de Facebook y Twitter.

Suscríbete.

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.