Los humanos seguimos contaminando el planeta incluso después de morir

Luis Alvoreiro. Unplash

Las costumbres funerarias son algo profundamente arraigado a la cultura de cada pueblo y los lugares preparados para enterrar a nuestros difuntos suelen estar muy localizados. Por ello, según aseguran los investigadores de la Universidad de Ciencias de la Vida de Praga (República checa) en una reunión de la Unión Europea de Geociencias (EGU, por sus siglas en inglés), la huella que dejan los cuerpos al descomponerse puede ser, por la inmensa acumulación, perjudicial para el medioambiente, y sus efecto durarán, según los investigadores, siglos o incluso milenios.

Ya sea si los cuerpos son cremados o enterrados, las sustancias que desprendemos alteran la química del suelo. Y aunque algunas como el hierro, zinc, azufre, calcio o fósforo,  puedan ser beneficiosas para la tierra, que se amontonen en los cementerios en lugar de estar dispersos uniformemente en toda la naturaleza, provoca una excesiva concentración en algunos puntos, demasiada para ser absorbida de manera óptima por las plantas y los animales, así como carencia en otros. Además, los cuerpos humanos también contienen elementos menos amables con el suelo, como el mercurio de los empastes dentales.

El equipo utilizó espectroscopía de fluorescencia de rayos X para analizar los productos químicos del suelo en tumbas y jardines de dispersión de cenizas. Usando cadáveres de animales, también midieron el impacto teórico de una antigua práctica llamada "excarnación", que consistía en dejar los muertos a la intemperie. En todos los casos, el suelo que se estudiaba contenía significativamente mayores concentraciones de productos químicos en comparación con los alrededores. Pero con una gran diferencia, que puede ser la clave para frenar esta contaminación que no hace sino aumentar: si no existieran los cementerios, los restos humanos, como los de los animales, se distribuirían aleatoriamente para que los nutrientes que liberan fueran reutilizados una y otra vez. "Tal vez no sea un problema en nuestra perspectiva actual, pero con una creciente población a nivel mundial podría convertirse en un problema urgente en el futuro", asegura el autor principal, Ladislav Smejda.

Según el investigador, existe potencial para inventar, desarrollar y poner en práctica nuevas formas de entierro humano o nuevos tratamientos que podrían ser más respetuosos con el medio ambiente, más ecológicos. 

Poner freno a la contaminación medioambiental un asunto urgente. Pero mientras esperamos a que se solucione el problema que suponen algunas construcciones humanas como los cementerios, hay quien crea otros lugares destinados a la lucha contra la polución: es el ejemplo de este edificio que abrirá en septiembre en Taiwán, preparado para absorber, con plantas, 130 toneladas de dióxido de carbono por año, el equivalente de lo que generan 27 coches. 

 

Beatriz de Vera
Si te gustó esta noticia, entérate de más a través de nuestros canales de Facebook y Twitter.

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.

Leer también

El estudiante de doctorado del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC) y de la Universidad de La Laguna (ULL) Alejandro Suárez Mascareño (ASM), y sus directores de tesis, los investigadores del IAC Rafael Rebolo y Jonay Isaí González Hernández (JIGH), han descubierto un planeta del tipo supertierra, GJ 536 b, con alrededor de 5,4 masas terrestres, orbitando una estrella cercana muy brillante. El estudio ha sido aceptado en noviembre por la revista especializada Astronomy & Astrophysics e involucra investigadores de varios países. N+1 habló con ellos para conocer la importancia de su hallazgo en la búsqueda de vida extrasolar. 

¿Es posible habitar una Supertierra 6 veces más grande que nuestro planeta? [ENTREVISTA]

Desde que Pokémon Go salió al mercado a inicios de julio de 2016, la pregunta que todos los analistas y consumidores se han hecho es, ¿hasta cuándo durará el interés por el juego? En la industria de juegos móviles, esta pregunta se puede contestar utilizando las herramientas de análisis para medir la adquisición, retención y monetización del juego a lo largo del tiempo. Los números indican que, si bien se ha alejado notablemente de los picos de su mejor momento, Pokémon Go aún sigue vigente como uno de los juegos más importantes del momento.

¿Se acabó el auge de Pokémon Go?