Suspicacias sobre el video de la supuesta momia extraterrestre de Nazca

(Gaia/YouTube)

Ah, la Internet y el libre albedrío del click, un delicioso combo que nos puede llevar por rutas insospechadas donde consumir o hasta compartir Gigabytes de información se vuelve casi un reflejo. La veracidad de la información no importa a veces en estos casos: importa que me asombre, perturbe, excite o indigne. Lo que venga primero. ¿Es la momia de Nazca un nuevo caso de estos?

En poco más de 24 horas, el video compartido a través del perfil en Facebook del portal Gaia ha sido reproducido más de 7 millones de veces y compartido por más de 130 mil personas (la versión extendida en YouTube, no obstante, cuenta aún con solo poco más de 300 mil reproducciones). El “reporte especial” anuncia que “las examinaciones iniciales sugieren la posibilidad de [que se trate de] una especie diferente a cualquier cosa encontrada en el registro fósil”. Al darle play al video, entendemos que se nos quiere presentar al supuesto fósil como los restos de una criatura alienígena, sobre la base de sus similitudes y diferencias anatómicas con la raza humana.

La fuente de la información es el portal Gaia, que se presenta en su propia web como una “comunidad de buscadores, empoderando uno al otro en el camino hacia una vida consciente”. Yoga, meditación, descubrimiento cósmico, iluminación espiritual: esta es la temática de las verdades que revelan los voceros del portal, una versión del mundo que “desafía el status quo” y que echa luz sobre hechos fuera de la visión “mainstream” de la realidad. Es de esta manera como se presentan páginas y comentaristas que cuestionan la investigación científica tradicional, la misma que para ser publicada normalmente pasa una serie de filtros de revisión de colegas. De más está decir que el sustento científico de las verdades que revelan estos portales no está probado.

De acuerdo con el video del supuesto extraterrestre, la pista de la “investigación” (optaremos por llamarle así porque así es como nos la presentan) fue provista por el periodista mexicano Jaime Maussan. Un ufólogo. Un hombre de prensa dedicado a temas de denuncia social y ambiental, pero que ha logrado mayor relevancia por su programa de décadas, Tercer Milenio, sobre criaturas extraplanetarias. Maussan, que ha sido protagonista de promociones del show fantástico “Stranger Things” para Latinoamérica, ya había dado la alerta del hallazgo hace varios meses en su propio espacio televisivo.

La ciencia detrás de las fuentes

Uno de los científicos que aparecen en el video es Konstantin Korotkov, PhD ruso profesor de la Universidad de San Petersburgo (según Gaia, aunque en la web de la universidad no tiene registros) y experto en bioelectrografía, que participa en la investigación. Korotkov, quien en realidad está afiliado al St. Petersburg Institute of Fine Mechanics and Optics, al describir a la criatura de 1,68 m de largo, es claro al afirmar que las características inusuales de su físico no son ningún tipo de deformación producida sobre un cuerpo humano, sino que se trata de un humanoide. Korotkov es reconocido en una serie de portales similares a Gaia por tomarle fotos al alma cuando abandona el cuerpo, a poco de ocurrida una muerte. Dichas imágenes no han sido publicadas (la mayoría de las que se muestran en internet son referenciales, tomadas por fotógrafos con fines artísticos). También asegura haber desarrollado dispositivos para hacer ver a los ciegos y detectar tempranamente el cáncer. Korotkov es miembro de la Academia Rusa de Ciencias Naturales, una suerte de alternativa a la reconocida Academia Rusa de las Ciencias.

Otro de los académicos incluidos en el video es José de Jesús Zalce Benítez, experto forense de la Escuela Nacional de Medicina Forense de México, según el video. Tal escuela no existe, al menos en Internet. Zalce está afiliado más bien a la Escuela Médico Naval, donde únicamente se imparte la carrera de médico cirujano, no de forense. Al buscar información sobre su trabajo como investigador solo encontramos links relacionados a conferencias sobre indicios de presencia alienígena en la Tierra, así como supuestos análisis a restos de extraterrestres, eventos en varios de los cuales ha compartido espacio con Maussan.

Mary Jesse, radióloga del Hospital de la Universidad de Colorado con más de 20 investigaciones publicadas por la Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos, también es consultada en el video, acerca de las radiografías de los restos (ella no es parte del grupo de Gaia que llegó a Perú por este caso). Desde su consultorio, Jesse afirma, viendo las placas, que es “poco probable” que correspondan a alguna deformación humana. Ella es la única consultada que cuenta con investigaciones científicas revisadas por terceros y publicadas.

Investigando a la intemperie

A lo mencionado, se suman aspectos que resaltan en el video: la supuesta momia extraterrestre es extraída de una caja de cartón, sin contar con ningún dispositivo de conservación o protección. La misma es revisada en lo que parece ser la azotea de una vivienda cualquier, en ningún momento se deja ver una toma en laboratorio, en condiciones controladas que permitan recoger muestras sin contaminación, aptas para el análisis de carbono 14 para su correcta datación.

Los resultados de esta evaluación arrojan, según Gaia, provendrán de más de un laboratorio, pero ya se apuran en presentar que de acuerdo a uno de los laboratorios los restos datan del año 245 al 410. No obstante, no incluyen el nombre del laboratorio en cuestión.

Gaia afirma que seguirán informando sobre los nuevos resultados de la investigación, pero no escatiman en sugerir que se trata de una criatura alienígena. Algo así como la leche que no era leche, pero era vendida como tal en su publicidad y empaques. Cada quien es libre de consumir lo que prefiera, pero es bueno, siempre, leer bien la etiqueta con los ingredientes.

Hans Huerto

Si te gustó esta noticia, entérate de más a través de nuestros canales de Facebook y Twitter.

Novedades

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.