Los hombres que han sufrido ébola siguen siendo contagiosos hasta después de dos años

El ébola en una muestra de sangre de un paciente de Mali

NIAID

Médicos de EE. UU. y Liberia descubrieron que los hombres convalecientes del ébola, conservan el virus ARN en el semen, incluso tras dos años de su recuperación. El estudio fue publicado en Open Forum Infectious Diseases.

El ébola es una de las enfermedades infecciosas conocidas más peligrosas . La mortalidad promedio es de 50 por ciento, pero en algunos brotes de la epidemia alcanzó el 90 por ciento. La enfermedad es causada por un virus del mismo nombre, cuyo genoma consta de una hebra de ARN. El último brote de epidemia se produjo en el 2014-2016, en los países de África Occidental: Liberia, Guinea y Sierra Leona. Se registraron más de 28 000 casos, y de ellos más de 11.000 murieron.

El virus se transmite por contacto directo -a través de la piel lesionada o las membranas mucosas. El contagio también se puede producir por el contacto con sangre y fluidos corporales de una persona infectada, o durante relaciones sexuales sin protección.

Anteriormente, los investigadores demostraron que el virus ARN puede conservarse en los espermatozoides de los hombres hasta cinco meses después de recuperarse del ébola, y el período máximo registrado fue de 407 días. Por ello, la Organización Mundial de la Salud recomendó que los hombres que han sufrido la enfermedad se abstengan de tener relaciones sexuales o usen preservativos durante un año.

Una enfermedad de larga vida

En el nuevo estudio, los médicos decidieron comprobar si el virus del ébola permanecía en el semen tras dos años de la recuperación de una persona. Se llevó a cabo la investigación en la que participaron 149 voluntarios de Liberia. Los participantes donaron esperma después de 23 y 25 meses de haberse curado.

Como resultado, se halló el virus en los espermatozoides de 13 participantes, y en 11 de ellos permaneció más de dos años tras la enfermedad. El "tiempo de vida" más largo del virus en el semen fue de 965 días -dos años y ocho meses. Todos los hombres, en el que el virus persistió, eran mayores que los otros participantes del experimento: su edad promedio fue de 41,8 años, mientras que la edad promedio de todos los participantes fue de 31,2 años.

Los investigadores resaltan que los médicos en el futuro, probablemente,  tendrán que considerar al ébola como una enfermedad aguda y como una enfermedad con posibles efectos a largo plazo.

A finales del año pasado, los investigadores informaron sobre los ensayos clínicos exitosos de una nueva vacuna contra el ébola, que fue efectiva al 100 por ciento.

Ekaterina Rusakova
Si te gustó esta noticia, entérate de más a través de nuestros canales de Facebook y Twitter.

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.