En la isla de Pascua llegaron a vivir 17.500 personas en su apogeo

Estatuas de la isla de Pascua. /Wikipedia

La Isla de Pascua, llamada Rapa Nui por sus habitantes, es famosa por sus casi 900 estatuas gigantes repartidas por sus escasos 24 kilómetros de longitud y12 de ancho. Esto ha sido la causa de uno de los misterios que rodea este pequeño y remoto enclave del Pacífico que pertenece administrativamente a Chile, ya que, cuando los europeos llegaron por primera vez en 1722, estimaron una población de 1.500 a 3.000 personas, algo que no parecía concordar con el vasto patrimonio monumental que habían creado.

Un nuevo estudio, publicado en Frontiers in Ecology and Evolution, asegura que la comunidad no era tan pequeña como se pensaba, y que la isla albergó hasta 17.500 habitantes en su apogeo, lo que haría más fácil de explicar la construcción de tantas y tan enormes estatuas. "A pesar de su aislamiento casi completo, los habitantes de la Isla de Pascua crearon una complicada estructura social y estas asombrosas obras de arte", cuenta el autor principal de este estudio, Cedric Puleston, del Departamento de Antropología de la Universidad de California Davis (EE.UU.).

Hallazgos arqueológicos anteriores ya evidenciaban que los pueblos indígenas que habitaban la isla fueron mucho más numerosos de los 1.500 o 3.000 individuos que registraron los misioneros en el siglo XVIII. La historia de la población de la isla sigue siendo altamente polémica. La disminución poblacional se ha atribuido al ecocidio, es decir, como los recursos de la isla fueron agotados por sus habitantes, la capacidad de sutentar vidas humanas decreció.

Los científicos examinaron el potencial agrícola de la isla antes de que ocurrieran estos eventos, para calcular cuántas personas podría sostener: examinaron mapas, tomaron muestras de suelo, colocaron estaciones meteorológicas, usaron modelos de población y estimaron la producción de camote, su principal cosecha alimenticia. Tras estas mediciones, encontraron que el 19% de la isla podría haber sido utilizado para el cultivo, y mediante el uso de información sobre tasas de natalidad y muerte y su relación la disponibilidad de alimentos, los investigadores calcularon el tamaño de la población que el nivel de producción podría sostener. "Si comparamos nuestras estimaciones agrícolas con otras islas polinesias, una población de 17.500 personas en una isla de este tamaño es totalmente razonable", concluyen.

Otro de los grandes misterios que rodean a este trozo de tierra es cómo llegaron sus primeros habitantes: está literalmente sola en mitad del océano Pacífico. Sudamérica está a 3.700 kilómetros hacia el este y, al oeste, la Polinesia Francesa a más de 4.300 km. Si seguimos en esta dirección otros casi 3.000 metros más, nos damos de frente con Nueva Zelanda, otra isla que guarda un misterio en su interior. Esta es, en realidad, la punta más alta de un continente hundido que se ha descubierto este años: Zelandia, una masa de corteza terrestre de 4,9 millones de km cuadrados con el 94% de su territorio sumergido. Pese a que su existencia ha sido discutida por geólogos durante al menos dos décadas, no fue hasta febrero de este año cuando la Sociedad Geológica de Estados Unidos presentó un informe que corroboraba su existencia. En julio, un equipo de investigadores se embarcó en una expedición de perforación oceánica que busca desentrañar los secretos de ese continente oculto.

Beatriz de Vera
Si te gustó esta noticia, entérate de más a través de nuestros canales de
 Facebook y Twitter.

Novedades

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.