Amazon Go abre su tienda automática para todo el mundo

Amazon

La primera tienda de Amazon Go sin cajas registradoras y colas ahora está abierta para clientes que no son empleados de la compañía, según MIT Technology Review. El pago de las compras se realiza de forma automática; para esto, se utilizan algoritmos de aprendizaje automático y visión por computadora que rastrean los bienes tomados de los estantes.

En los últimos años, las grandes cadenas comerciales están introduciendo activamente tecnologías modernas para simplificar el proceso de compra. En muchas tiendas, han aparecido cajas de autoservicio, lo que reduce los costos de personal y aumenta el rendimiento del cajero. Sin embargo, la empresa Amazon fue más allá y al final de 2016 presentó la primera tienda Amazon Go, en la que no hay caja registradora en absoluto.

Para tener acceso a la tienda, debe escanear el código QR en el smartphone, que genera una aplicación especial. En lugar de vendedores, el control de las compras se lleva a cabo por numerosas cámaras: rastrean qué tipo de productos tomó la persona del estante y los agrega automáticamente a la cuenta. Si el comprador cambia de opinión y devuelve el producto al estante, la cuenta será corregido. Después de que el cliente toma todo lo necesario, simplemente se va de la tienda. La cuenta se factura automáticamente utilizando una cuenta de Amazon vinculada a la aplicación, y el comprador recibe un recibo para el pago.

La primera tienda de Amazon Go se aperturó para compradores en Seattle, donde se encuentra la sede de la compañía. Los empleados comenzaron a probar la tecnología en diciembre de 2016, y ahora la tienda está abierta a todos los interesados. El área de la tienda es de 150 metros cuadrados y funciona de lunes a viernes de 7:00 a.m. a 9:00 p.m. Su oferta incluye comidas preparadas y el kit de ingredientes para cocinar Amazon Meal Kits.

Vale la pena señalar que Amazon Go aún cuenta con personal de servicio, como los cocineros que trabajan en la cocina. Además, el empleado que trabaja en el departamento de alcohol controla las ventas y revisa los documentos de los compradores.

En 2017, China abrió una tienda automática similar. Para ingresar, el comprador también usa el código QR, pero escanea los productos manualmente usando un teléfono inteligente. La tienda china opera sobre una plataforma con ruedas.

Kristina Ulasovich

Texto traducido por María Cervantes

Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, tecnología que suma


Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, tecnología que suma”.

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.