El CERN encuentra evidencia del Odderon, una cuasipartícula que han buscado durante décadas

Gran Colisionador de Hadrones (LHC). /Pxhere

El Gran Colisionador de Hadrones (LHC) ha obtenido la primera evidencia de una misteriosa cuasipartícula subatómica que, hasta ahora, era solo una hipótesis. Las cuasipartículas tienen propiedades parecidas a las partículas y sus propiedades afectan a la materia lo suficiente como registrar sus interacciones. Estas reacciones apuntan a la existencia de una cuasipartícula llamada Odderon, que los físicos han estado buscando durante 40 años.

Según uno de los miembros del equipo, el físico de partículas Timothy Raben de la Universidad de Kansas (EE.UU.), esto no rompe el Modelo Estándar de Física de Partículas, la guía que se cree que siguen todos los componentes básicos de la materia física, “pero hay regiones muy opacas de este modelo y este trabajo arroja luz sobre una de ellas".  

La existencia de esta partícula es una hipótesis de los años 70, pero en esa época era evidente que la tecnología no era suficiente para encontrarla. Las reacciones estudiadas en este caso involucran quarks, o partículas subatómicas con carga eléctrica, y gluones, que actúan como partículas de intercambio entre los quarks y les permiten unirse para formar protones y neutrones.

Camiones y protones intactos

La nueva investigación observa, por primera vez, colisiones entre protones, en las que se intercambian un número impar de gluones, y los protones permanecen intactos. Hasta ahora, los científicos solo habían visto esto suceder cuando un número par de gluones se intercambian entre protones diferentes. Y el modo en el que los protones se desvían en lugar de romperse es importante para la investigación: las colisiones en las que sobreviven los protones se explicaría con la cuasipartícula Odderon.

Como es una idea compleja, los investigadores han utilizado una metáfora para explicarla: "Los protones interactúan como dos grandes camiones que transportan automóviles. Si esos camiones chocaran, después del choque seguirían existiendo, pero los coches ya no estarían a bordo y también se producirán autos nuevos. La energía se transformará en materia".

Estos experimentos forman parte del proyecto TOTEM, donde participa un equipo de más de 100 físicos, colisionando miles de millones de pares de protones cada segundo en el LHC. Aunque los físicos todavía están esperando la confirmación de que se ha encontrado la cuasipartícula legendaria, afirman que este tipo de experimento de súper alta energía puede alimentar todo tipo de áreas de investigación, incluida la medicina, la purificación del agua y la medición de rayos cósmicos.

Beatriz de Vera

Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, tecnología que suma


Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, tecnología que suma”.

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.