Agujero en la capa de ozono habría contribuido a la extinción masiva del Pérmico

Pixabay

De acuerdo a una investigación realizada por la Universidad de California, Berkely, y publicada en Science Advances, además de la actividad volcánica, los seres que vivieron en el cretácico tuvieron otro factor que llevó a su extinción: un agujero en la capa de ozono.

El evento de extinción Pérmico-Triásico, hace 252 millones de años, fue devastador. Destruyó el 75% de los animales terrestres, el 95% de la vida marina y una incontable cantidad de plantas en todo el mundo. Los episodios de desestabilización y recuperación de plantas continuaron ocurriendo durante otros 500,000 años, hasta bien entrado el Triásico.

Al mismo tiempo, en un lapso de un millón de años entre hace 251 y 250 millones de años, ocurrió un evento volcánico absolutamente masivo, que creó la región conocida como las trampas de Siberia.

Durante mucho tiempo, los científicos han pensado que los dos eventos estaban interrelacionados, y que las erupciones volcánicas tuvieron un efecto en la capa de ozono, pero hasta el momento se desconoce cuál era su función. Por ejemplo, la lluvia ácida podría haber contribuido, pero sus efectos son más localizados que la ruina global.

Sin embargo, Jeffrey Benca, un estudiante de posgrado de UC Berkeley, y su equipo creen que pueden haber encontrado una respuesta. Descubrieron que, cuando se coloca a los pinos bajo los mismos niveles de luz ultravioleta extrema que creen ocurrieron durante el evento de extinción, los árboles se vuelven temporalmente estériles.

Coníferas sometidas a altos niveles de radiación
UC Berkeley

El equipo irradió pequeños pinos de tipo bonsái de no más de 49 centímetros con hasta 13 veces la luz ultravioleta de un día soleado para simular los efectos del agotamiento de la capa de ozono durante dos meses.

Durante ese tiempo, ninguno de los árboles murió, pero su polen estaba mal formado, y todos los conos de semillas se marchitaron y murieron después de unos días, haciendo que los árboles se vuelvan estériles. Los árboles se recuperaron gradualmente después de regresar a la luz normal, pero los episodios de esterilidad tendrían un impacto en las poblaciones de árboles, dijeron los investigadores.

Comparación entre las semillas irradiadas en el Permico y en la actualidad
UC Berkeley

"Durante la crisis del final del Pérmico, los bosques pueden haber desaparecido en parte o por completo debido a la mayor exposición a los rayos UV. Con los pulsos de erupciones volcánicas ocurriendo, esperaríamos un debilitamiento del escudo de ozono, lo que podría haber provocado declinaciones forestales previamente observadas en el fósil recolectado", dijo Benca. "Si interrumpes repetidamente a algunos de los linajes de plantas dominantes a nivel mundial, podrías desencadenar cascadas tróficas al desestabilizar la base de la red trófica, lo que no funciona muy bien para los animales terrestres".

Esto encaja con los fósiles encontrados en muchas áreas del supercontinente al momento del evento, donde se encontraron polen malformado y otras evidencias de disminución del bosque, lo que sugiere que otros árboles, no solo las coníferas, podrían haberse visto afectados también.

Con los científicos advirtiendo de una inminente sexta extinción masiva, y la capa de ozono mermada por la contaminación que da como resultado niveles más altos de radiación UV-B que daña el ADN, los investigadores creen que sus hallazgos pueden advertirnos sobre el futuro de la Tierra.

 

Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que suma”.

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.