La ciudad perdida de Angamuco, en México, tenía tanta densidad de población como Manhattan

Manhattan. /Pxhere

La ciudad abandonada de Angamuco, al suroeste de México, fue construída por los indios purépechas, que luchaban contra los aztecas. Ocupaba un área de 26 kilómetros cuadrados y su densidad de población era la misma que la del barrio de Manhattan de Nueva York. El sitio ha sido descubierto por un equipo de arqueólogos de la Universidad de Colorado (EE.UU.) y anunciado en la conferencia anual de la Asociación Estadounidense para el Avance de la Ciencia (AAAS), que se ha celebrado en Austin (EE.UU.).

La ciudad se conoce desde 2007, pero la orografía que la rodea, con la densa selva que la recubre en el estado de Michoacán, dificultan su exploración, aún así, durante los primeros cuatro años de exploración se identificaron unos 1500 edificios. Los científicos han recorrido la zona en avioneta escaneando el terreno mediante la tecnología LIDAR, que utiliza láseres pulsados y GPS para estudiar el terreno ignorando la vegetación que lo recubre.

La tribu purépecha o tarasca creó el segundo estado más importante en el territorio del México moderno después del Imperio azteca. Al parecer, fue fundada hace alrededor de un millar de años, y al principio del siglo XIV líder tarasca se proclamó rey y comenzó a conquistar tierras vecinas. Con el tiempo, el estado creció tanto que fue capaz de resistir al imperio azteca, con el que estaba constantemente en conflicto. La capital del estado tarasco fue la ciudad de Tzintzuntzan, con la mitad de extensión que Angamuco, y en ella se construyeron numerosas pirámides escalonadas, utilizadas con fines rituales. En la década de 1520, el territorio de los purépechas fue conquistado por los españoles.

Los científicos han podido identificar siete mil edificios en un área de cuatro kilómetros cuadrados y en su etapa de esplendor, entre el 1000 y el 1350 d.C., la habitaron unas 100.000 personas. Entre sus construcciones se encontraban pirámides, templos, sistemas de carreteras, jardines y parques infantiles para juegos de pelota. Los artefactos más antiguos encontrados datan del 900.

A principios de febrero, LIDAR facilitó otro descubrimiento importante: alrededor de 60.000 edificios mayas fueron descubiertos en el norte de Guatemala. 

Beatriz de Vera

Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que suma”.

Novedades

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.