La evolución podría desaparecer a los alcohólicos en el futuro

Pexels

La evolución es un proceso lento, muy lento. Por eso, aunque no nos demos cuenta los humanos seguimos evolucionando de maneras inesperadas. Ahora, un grupo de investigadores de la Universidad de Pensilvania ha encontrado que una variante del gen que nos protege contra la adicción al alcohol, posiblemente haciendo que el consumo de alcohol sea intolerable, estaría siendo favorecido por la evolución.

Los científicos ya conocen que nuevas variantes genéticas han surgido y se han extendido entre los humanos en el pasado reciente, y como la gente ha estado bebiendo alcohol durante muchos miles de años, parece razonable que nuestro gusto por las bebidas alcohólicas, y los peligros asociados a ello, también pudieran haber afectado nuestros genes.

Benjamin Voight de la U Penn y sus colegas han tratado de identificar las regiones del genoma humano que han evolucionado en los últimos miles de años. El grupo exploró los genomas de aproximadamente 2500 personas vivas de 26 poblaciones en cuatro continentes, obtenidas por el Proyecto 1000 Genomas.

Para seleccionar las variantes genéticas que están en camino de establecerse en toda la humanidad, el equipo buscó aquellas que surgieron hace relativamente poco en poblaciones aparentemente dispares, como en el oeste de Europa y en el este de Asia. El grupo asumió que tales variantes son útiles, porque o bien se han extendido rápidamente a través de los continentes, o han surgido de forma independiente y se han quedado varias veces.

El equipo reveló cinco puntos de acceso genéticos de cambio reciente. Uno se centró en un gen llamado ADH, que está implicado en el metabolismo del alcohol. ADH produce una enzima llamada alcohol deshidrogenasa, la cual descompone el alcohol en acetaldehído, una sustancia tóxica que luego es transformada en acetato inofensivo por otra enzima.

Varias nuevas variantes de ADH han surgido de forma independiente en Asia y África en las últimas decenas de miles de años. Todas ellas parecen protegernos contra el alcoholismo. No está claro cómo, pero puede ser que descompongan el alcohol tan rápidamente que el acetaldehído tóxico se acumule en el cuerpo más rápido de lo que el cuerpo humano puede eliminarlo. Una persona que metaboliza alcohol de esta manera se sentiría borracha después incluso de pequeñas cantidades de alcohol, y es poco probable que beba lo suficiente como para desarrollar una adicción.

Estas variantes genéticas protectoras pueden surgir en sociedades inundadas de alcohol, donde las personas bebedoras morían más jóvenes mientras que los abstemios sobrevivían para transmitir sus genes, dice Voight a New Scientist. Pero si ese es el caso, no está claro por qué las variantes similares de ADH no son igualmente prominentes en Europa y América. "Es posible que simplemente no lo hayamos detectado", añade.

Otros cambios genéticos 

Las otras cuatros mutaciones encontradas por Vought y su equipo tienen otras funciones: en África y Asia se están desarrollando unas proteínas llamadas glicoforinas, algunas de las cuales están relacionadas con la protección contra la malaria. En Europa, están en aumento los genes que previenen la descomposición de la homocisteína, un aminoácido relacionado con problemas cardíacos. Además del gen DGKK, que está involucrado en posicionar correctamente la abertura uretral en el pene.

Los estudios sobre el impacto del alcohol en nuestra salud están haciendo que nuestro entendimiento sobre la bebida sea cada vez más clara. Aquí podemos encontrar las cosas más importantes que aprendimos sobre el alcohol el año pasado.

 

Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que suma”.

Novedades

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.