La superficie de la isla de plásticos del Pacífico ya supera la de Perú y Ecuador juntos

Restos de basura recolectados de GPGP. /TheOceanCleanup

El plástico vertido al mar se ha acumulado en una zona concreta del océano Pacífico oriental, entre California y Hawái, debido a los vertidos, las corrientes marinas y el viento. La superficie de la conocida como isla de los plásticos y denominada por los expertos Gran Mancha de Basura del Pacífico (GPGP, por sus siglas en inglés) se estima en 1,6 millones de kilómetros cuadrados, según los nuevos cálculos de la Ocean Cleanup Foundation, más de lo que ocupan Perú y Ecuador, o de España, Francia y Alemania juntos.

Para la investigación, publicada en Scientific Reports, se utilizaron sondeos marinos e imágenes aéreas, que revelaron una masa de basura 16 veces mayor de la estimada previamente: contiene aproximadamente 1,8 billones de piezas plásticas y pesa alrededdor de 80.000 toneladas. Por lo tanto, el impacto en el medio marino y en las especies marinas también es mucho mayor: miles de animales consumen su contenido a diario.

 

TheOceanCleanup

Pero pese a su denominación de isla, no se trata de una masa compacta, sino que las piezas y fragmentos de plástico están dispersados por toda la superficie, lo que dificulta la retirada. Según los investigadores, su densidad es de unos 10 kilogramos de plástico por kilómetro cuadrado, el 92% del total son objetos grandes y solo el 8% de la masa suponen microplásticos, residuos que se han fotodegradado hasta medir menos de 5 milímetros de diámetro.

Alrededor de la mitad de los microplásticos provienen de redes de pesca y otro material marinero, el resto lo compone basura común, como botellas, arrojada por barcos turísticos o desde las costas. Al comparar la cantidad de microplásticos con las mediciones históricas del GPGP, el equipo descubrió que los niveles de contaminación plástica dentro del GPGP han estado creciendo exponencialmente desde que comenzaron las mediciones en la década de 1970.

Los investigadores analizaron el impacto de esta isla con 30 embarcaciones equipadas con redes de muestreo; además de dos aeronaves con sensores avanzados para recoger imágenes multiespectrales y escaneos 3D de la basura oceánica. En total recogieron 1,2 millones de muestras plásticas, mientras que los sensores aéreos escanearon más de 300 kilómetros cuadrados de superficie oceánica.

TheOceanCleanup

Beatriz de Vera
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que suma”.

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.