Este robot flotante no necesita batería: extrae energía de los cambios de temperatura

caltech / YouTube

Ingenieros suizos y estadounidenses crearon un robot flotante autopropulsado que funciona sin batería propia. Contiene elementos de un material que cambia de forma en respuesta a un cambio en la temperatura del ambiente y pone las aletas en movimiento. Además, el robot puede mover y soltar objetos pequeños, informan ingenieros en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.

El autómata, creado por un equipo de ingenieros de la Escuela Técnica Superior Suiza de Zurich y el Instituto de Tecnología de California, dirigido por Chiara Daraio, puede flotar de forma autónoma en el agua, utilizando los cambios de temperatura del ambiente en lugar de combustible. Los desarrolladores han creado varios prototipos del robot con capacidades ligeramente diferentes, pero se basan en el mismo diseño: el actuador, hecho de un polímero con memoria de forma. Consiste en dos tiras de polímero conectadas, que inicialmente se deforman y el actuador disminuye en longitud. Cuando el actuador entra en un medio con una temperatura superior a su temperatura de transición vítrea, las tiras de polímero se enderezan y su longitud aumenta significativamente.

Esquema del robot con "manos"

Tian Chen et al. / PNAS, 2018

Los ingenieros decidieron crear un motor basado en este actuador, colocando junto a él un elemento que puede estar estable en dos estados. Ataron aletas a este elemento. Después que el robot ingresa al agua caliente, el actuador empuja el elemento, que se  coloca en otra posición y hace que las aletas se muevan, empujando al robot. El prototipo más perfecto creado por los ingenieros no solo tiene aletas móviles, sino también "manos"para coger objetos.  
 


Anteriormente, ingenieros británicos también crearon un robot flotante autónomo que no requiere intervención humana, pero utiliza un principio operativo diferente. Los desarrolladores instalaron en él una pila de combustible microbiana que genera energía para los motores a partir de las impurezas contenidas en el agua y, al mismo tiempo, limpia el agua en el que flota el robot.

 

María Cervantes
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que suma: www.nmas1.org”.​​​​​​

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.