Tras mortal accidente, Uber acaba con pruebas de autos sin chofer en Arizona y despide a sus 300 conductores

A dos meses de que uno de sus autos sin chofer atropellara y matara accidentalmente a una mujer en Arizona, EEUU, la firma Uber ha preferido acabar con todas sus pruebas y proyectos en aquella localidad.

Desde que ocurrió el fatal accidente se han visto múltiples reacciones, como el video del trágico episodio puesto a disposición de todos en redes, prohibiciones por parte del gobierno de Arizona y todo tipo de comentarios escépticos sobre la tecnología ante lo que fue la primera muerte registrada por un vehículo no tripulado.

La firma empezó a probar sus autos sin chofer en Pittsburgh, estado de Pennsylvania en 2016, expandiéndose gradualmente a otros lugares, incluyendo Arizona, San Francisco, California y Toronto.

Tras el referido accidente, el gobierno del estado suspendió la licencia a la popular firma tecnológica para seguir probando su tecnología en las calles, por lo que la misma decidió detener todas sus pruebas en el resto de los estados durante el tiempo que se llevara a cabo la investigación de los hechos. Desde hoy se sabe Uber no esperará el fin de la investigaciín y que Arizona ya no está en sus planes futuros, al menos no en los inmediatos. No obstante, la compañía indicó que sí espera continuar sus pruebas en Pennsylvania este verano boreal.

La firma también señaló, según informa CNNMoney, que se está realizando “una revisión de seguridad de arriba a abajo de los programas de autoconducción, incluyendo software y entrenamiento”.

Adicionalmente, se informó que 300 trabajadores de programa de autos autónomos de la firma perderán sus empleos. Los más de 500 empleados del servicio tradicional de taxi no serán afectados.

La información trascendida hasta el momento refiere que Uber configuró el umbral de reacción del coche al mínimo (para evitar frenos o detenciones innecesarias), lo que habría provocado que los sensores detectaran al peatón pero “decidieran” no hacer nada, al leerlo como si se tratara de un falso-positivo. Esto último, en otras palabras, respondería a un fallo del software. Recientemente, se publicó el video del momento en el que se produce el trágico accidente.

 

 

Daniel Meza
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que suma:  www.nmas1.org”.​​​​​​

Novedades

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.