Chile tiene más de 2 mil PhD desempleados

Wikimedia Commons

A pesar de ser uno de los países más adelantados en ciencia en la región latinoamericana, Chile está desperdiciando una gran cantidad de profesionales altamente especializados. De acuerdo a un estudio realizado por la Asociación Nacional de Investigadores en Posgrado (Anip), la tasa de desempleo en doctorados aumentó en relación al año pasado y ahora es de 2.278 graduados.

Al día de hoy, Chile cuenta con un total de 14.237 doctores, de los cuáles el 79% se encuentra ejerciendo, un 16% no cuenta con empleo y un 5% no práctica actividad alguna o por lo menos relacionada a su campo de conocimiento. La investigación se llevó a cabo entre el 19 de enero y 16 marzo pasados, y en relación con el año pasado, la tasa de personas sin trabajo que cuentan con este grado aumentó en 4%.

“Esto lanza alertas. Esto dice que mucha gente en ciencia realiza trabajo de 10 meses y durante el verano no reciben sueldo y tienen que mantenerse en enero y febrero con lo que ahorran en los meses laborales”, indicó al portal La Tercera de Chile, el vicepresidente de la Anip Roberto Muñoz.

Para Muñoz, la precariedad laboral es la principal causante de esta situación pues según la encuesta llevada a cabo por su institución, de los que logran captar una plaza laboral, solo 25,1% tiene contrato indefinido y un 31,8% a plazo fijo, mientras que el 21,5% tiene contratos por  honorarios y un 16,6% emite boletas por honorarios sin la existencia de contrato de por medio. El grueso de los investigadores que emite boletas corresponde a investigadores jóvenes que trabajan en proyectos Fondecyt e Iniciativa Milenio.

Muñoz explica que este fenómeno se genera porque muchas universidades e instituciones se rigen por el derecho administrativo y no por el derecho laboral que se aplica al resto de los trabajadores. “Eso qué significa. Por ejemplo, el programa Fondecyt de posdoctorado financia cada año a 300 investigadores jóvenes, que se insertan en la academia. Esos 300 que se insertan están boleteando”, afirma.

Modelo argentino 

Una posible solución a este problema sería la creación de la carrera científica, una medida que tomó Argentina y que consiste en que el Estado asegure trabajo en universidades. Por ello, Muñoz espera que el futuro Ministerio de Ciencia de Chile pueda coordinar a los distintos actores para abordar el problema de la inserción.

Esta situación podría servir de alerta y lección a países como Colombia o Perú, que recientemente anunció la repatriación de 200 científicos. Sin una buena estructura que apoye la inserción al mercado de los especialistas, ese esfuerzo podría ser en vano.

El país austral ya está realizando fuertes inversiones en su infraestructura científica. Recientemente se supo que en los próximos meses inaugurará una inmensa red de fibra óptica con el fin de trasmitir la big data obtenida por sus telescopios.


Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”.​​​​

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.