El consumo frecuente de alcohol aumentó la presión arterial... pero solo a los hombres

Pixabay 

El consumo de alcohol en exceso ya ha sido relacionado con una variedad de enfermedades. Ahora una nueva investigación publicada en el Journal of the American Heart Association ha encontrado que el consumo de más de cinco tomas de alcohol está asociado con una presión arterial alta en hombres de 18 a 45 años. Este vínculo no ha sido encontrado en las mujeres.

El consumo frecuente de alcohol en grandes cantidades (alrededor de 6-7 tomas) está asociado con el desarrollo de prehipertensión, aumentando la presión sistólica a un nivel de 120 a 140 milímetros de mercurio, y diastólica, de 70 a 90. La apariencia de tal síntoma es el primer indicador del riesgo de un mayor desarrollo de hipertensión y diversas enfermedades cardiovasculares asociadas.

También los jóvenes

Sin embargo, la mayoría de los estudios que se realizan hoy tienen como objetivo examinar la relación entre el consumo excesivo de alcohol y las enfermedades y afecciones cardiovasculares entre personas mayores y de mediana edad: la mayoría a partir de los 45 años. Pero, las personas jóvenes también suelen beber, especialmente los estudiantes entre 18 y 25 años.

Por eso, un equipo de científicos de la Universidad de Illinois en Chicago decidió estudiar la relación entre el consumo de alcohol y el aumento de la presión arterial en personas de este grupo de edad.

El equipo, bajo la dirección del médico Shane Phillips, analizó datos sobre la salud de 5,554 estadounidenses entre las edades de 18 y 45: la muestra no se incluyó en aquellos en cuyos antecedentes médicos había datos sobre la presencia de enfermedades cardiovasculares. Para cada participante, se disponía de datos sobre su edad, sexo, raza, nivel socioeconómico (educación e ingresos promedio de la familia), forma física y tabaquismo.

Además, cada participante respondió la pregunta "¿Cuántas veces bebió 4-5 o más bebidas alcohólicas al día durante el último año?". Aquellos participantes consumieron más de 12 veces fueron colocados en el grupo de abuso de alcohol. Los científicos también recopilaron datos sobre la presión arterial y el nivel de colesterol de los participantes.

Solo a los hombres

Los investigadores encontraron que entre los hombres que abusan del alcohol, el nivel de presión sistólica es mayor (121.8 mm Hg) que sus pares abstemios (117.5 mm Hg) y aquellos que beben mucho alcohol de 1 a 12 veces al año (119 mm Hg). Además, los que bebían con más frecuencia también tenían un nivel más alto de colesterol en la sangre (de 7 a 10 miligramos por decilitro más que los abstemios).

Es de destacar que tales indicadores solo se notaron para los hombres: los autores no encontraron correlación entre el abuso de alcohol y la presión arterial alta entre las mujeres. Los científicos, por lo tanto, llegan a la conclusión de que la reducción del consumo frecuente de alcohol en grandes cantidades a una edad temprana es una buena forma de prevenir las enfermedades cardiovasculares. La relación entre la presión arterial alta inducida por el alcohol a una edad temprana y los problemas cardíacos posteriores se deben analizar mediante un estudio a largo plazo.

El consumo en exceso de alcohol es un problema que ha atacado a distintas sociedades a lo largo del tiempo. Uno de los países que más intento frenar su consumo fue la Unión Soviética, que incluso llegó a desarrollar crudos anuncios como los que se pueden apreciar en el siguiente enlace.

 

Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org

Novedades

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.