El huracán Florence dejó miles de peces podridos como espeluznante recuerdo de su paso

Departamente de Bomberos de Penderlea / Facebook 

El huracán Florence no fue tan catastrófico como inicialmente se pensó. Sin embargo dejó unos malolientes recordatorios de lo poderosos que pueden ser estos fenómenos climatológicos: miles de peces muertos y moribundos en una carretera de Carolina del Norte (EE.UU).

Según reporta el Washington Post, los peces fueron a dar allí luego que la carretera interestatal 40 en se convirtiera prácticamente en un río durante la tormenta. Luego, cuando las aguas descendieron, aparecieron los desafortunados animales en medio de la pista.

"[Florence] vertió 76 centímetros de agua en nuestra área inmediata, esa es la razón por la cual usted vio la intensa inundación que causó que estos peces estuvieran en lugares que no deberían haber estado", dijo al “Post”, Samantha Hardison, bombera voluntaria de Penderlea mientras limpiaba la carretera.

"El huracán Florence causó inundaciones masivas en nuestra área y permitió que los peces viajaran lejos de su hábitat natural, dejándolos en la carretera interestatal cuando las aguas retrocedían", dijo Hardison en una publicación de Facebook.

Sorpresa

Cuando llegaron los bomberos, no podían distinguir qué cosa era aquello que brillaba sobre el asfalto, escribió Hardison. "Cuando lo detuvimos, casi parecía un espejismo", dijo. "Sabías que había algo en el camino, pero no podrías saberlo hasta que lo hayas detenido", añadió. "Fue una locura, había miles".

A pesar del olor, los bomberos limpiaron la carretera usando sus mangueras. Aunque más adelante pidieron ayuda al departamento de transporte del estado para que terminaran el trabajo con diferentes equipos.


Departamente de Bomberos de Penderlea  
Facebook

El video del trabajo del departamento, publicado en las redes sociales, acumuló más de medio millón de visitas el domingo por la mañana. Fue uno de los varios mensajes compartidos durante el fin de semana que resaltaron las muertes masivas de peces. Un segundo video mostró peces esparcidos a ambos lados de la carretera y uno atrapado en una cerca.

Un empleado del departamento de transporte también publicó fotos de los cadáveres en la carretera. En un comentario, alguien describió el "horrible olor a carne en descomposición". Así mismo, otro usuario escribió que la muerte era triste, pero es una señal de progreso. "Gracias a Dios, el agua está retrocediendo", dijo. "Han sido unas largas semanas. Antes y después del huracán. Mucha pérdida para muchos aquí abajo".

Víctimas 

Más de 40 personas han muerto desde que el huracán Florence tocó tierra hace unos 10 días, trayendo consigo fuertes vientos y lluvias que derribaron árboles e inundaron pueblos. La tormenta forzó el cierre de escuelas y caminos a lo largo de la costa sudeste y causó decenas de miles de millones de dólares en daños.

Para los habitantes del condado de Pender en Carolina del Norte, las imágenes eran una muestra más de lo brutal que fue Florence. Pero también es un recordatorio de que más adelante podrían encontrarse con otros objetos mucho más espeluznantes.   


Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”.

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.