Armas impresas en 3D: nuevo algoritmo ahora permite rastrearlas

Wikimedia Commons

Unas de las invenciones tecnológicas más populares en los últimos años son las impresoras 3D. Su gran versatilidad hace que pueda estar presente en varios sectores, desde pequeñas figuras ilustrativas hasta herramientas de metal o madera. Y claro, también se usan para imprimir armas.

Esta última situación ha preocupado desde hace algún tiempo a las autoridades. Con una impresora 3D en cada cualquier ciudadano podría tener un arma al alcance de sus manos sin ningún tipo de licencia y, sobre todo, sin registro.

Tus imperfecciones te hacen único

Un equipo de investigadores de la Universidad de Buffalo pensó en este problema y ahora ha desarrollado un algoritmo que tiene el poder de rastrear este tipo de armamento.

Según la investigación, cada impresora en el mercado tiene una característica que la hace única. Cada objeto impreso en una de estas máquinas tiene un sello de imperfecciones tan pequeñas que resultan imperceptibles a simple vista. El equipo las llama “patrones de relleno” y son causados por el modelo de la impresora, la marca, y todos los demás componentes que intervienen en el resultado final.

Con esta información, el equipo descubrió que estos patrones nunca se repiten. Incluso si alguien desea usar el mismo modelo de impresoras para conseguir, por ejemplo, diez pelotas, se encontrará con diez pelotas diferentes.

Wenyau Xu, profesor de ciencia computacional e ingeniería en la Universidad de Buffalo, mencionó que  "las impresoras 3D están diseñadas para ser iguales. Pero hay ligeras variaciones en su hardware durante el proceso de fabricación que conducen a patrones únicos, inevitables e invariables en cada objeto que imprimen".

¿Cómo lo hicieron?

Para llegar a esta conclusión, el equipo imprimió un total de cinco llaves en 14 impresoras diferentes, escanearon 50 veces cada una y realizaron modelos digitales para identificar algunos patrones. Con los resultados, los investigadores desarrollaron un algoritmo que podía calcular las pequeñas variaciones en estas llaves.

Con el algoritmo en funcionamiento se pudo identificar las diminutas diferencias que hacían única cada llave y, además, que estaban asociadas con la impresora que había sido utilizada. Con un 99.8% de exactitud, el software podía reconocer qué objeto había salido de una determinada impresora.

Aplicandolo a las armas

El algoritmo puede ser perfectamente aplicable a cualquier objeto que pueda ser impreso, incluso a armas.

Los investigadores llaman a su descubrimiento como una “huella digital” de las impresoras 3D. En el futuro se espera que los fabricantes deban realizar un registro de sus impresoras con el fin de identificar los objetos provenientes de ellas. De esta forma se podría identificar fácilmente de dónde vino un arma y tomas las acciones legales respectivas.

Por el momento la impresión de armas no parecer representar un gran problema para ningún país del globo. Sin embargo, hace unos meses la historia parecía coger otro rumbo cuando Defense Distributed, desarrolladores de armas de fuego de código abierto, ganó una batalla legal para distribuir sus planos por internet. Afortunadamente, tan solo unos días después un juez federal emitió un decreto suspendiendo su distribución.

 

Adrian Díaz
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, tecnología que suma

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, tecnología que suma:www.nmas1.org”.​​​​​​

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.