La NASA anuncia el final de Kepler, tras una década cazando exoplanetas

Telescopio espacial Kepler. /NASA / Wendy Stenzel / Daniel Rutter

El telescopio espacial Kepler de la NASA se ha quedado sin combustible y ya no podrá continuar su labor de cazador de exoplanetas, que lleva desempeñando desde hace casi una década. La NASA anunció el martes el fin de la misión de este instrumento que durante los años que lleva explorando la galaxia ha descubierto más de 2.600 exoplanetas, algunos de ellos con las condiciones necesarias para que, en teoría, puedan albergar algún tipo de vida.

Ya superado el tiempo de vida esperado, Kepler, de 9 años y medio, llevaba tiempo resistiendo con muy poco combustible. Su capacidad para apuntar a estrellas distantes e identificar posibles mundos alienígenas empeoró visiblemente a principios de octubre, pero los controladores de vuelo lograron recuperar sus últimas observaciones. El telescopio ahora se ha silenciado, y su tanque de combustible está vacío.

"Kepler abrió la puerta para la exploración del cosmos por parte de la humanidad", dijo William Borucki, científico retirado de la NASA, quien dirigió el equipo científico original de Kepler. La misión descubrió 2.681 planetas fuera de nuestro sistema solar e incluso más candidatos potenciales. Nos mostró mundos rocosos del tamaño de la Tierra que, como nuestro planeta, podrían albergar vida. También reveló increíbles súpertierras: planetas más grandes que el nuestro pero más pequeños que Neptuno.

Zona Goldilocks

El director de astrofísica de la NASA, Paul Hertz, estimó que entre dos y una docena de planetas descubiertos por Kepler son rocosos y del tamaño de la Tierra en la llamada zona Goldilocks, un área de posible habitabilidad. Sin embargo, el censo general de planetas de Kepler mostró que del 20% al 50% de las estrellas visibles en el cielo nocturno podrían tener planetas como el nuestro en esta zona favorable para la vida. 

Kepler se enfocó en estrellas a miles de años luz de distancia y, según la NASA, mostró que estadísticamente hay al menos un planeta alrededor de cada estrella en la Vía Láctea. En total, de cerca de 4.000 exoplanetas que han sido confirmados en las últimas dos décadas, dos tercios se lo deben a Kepler. "Ha revolucionado nuestra comprensión de nuestro lugar en el cosmos", dijo Hertz, que añade: "Ahora sabemos por el Telescopio Espacial Kepler y su misión científica que los planetas son más comunes que las estrellas en nuestra galaxia".

A principios de mes, además, se anunció el descubrimiento de la primera exoluna: un satélite del tamaño de Neptuno orbitando un planeta gigante gaseoso a 8.000 años luz. Un sucesor de Kepler lanzado en abril, la nave espacial Tess de la NASA, tiene sus miras en las estrellas más cercanas a su hogar. Ya se han identificado algunos planetas posibles.

Beatriz de Vera

Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”.​​​​​​

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.