China presenta un futurista radar cuántico para sus aviones de combate

Caza J-20
Wikimedia Commons

La corporación china CETC ha presentado un prototipo de un radar cuántico, con el que será posible detectar objetivos poco visibles incluso en condiciones de contramedidas electrónicas. Según la Semana de la Aviación, la presentación del radar se llevó a cabo en la exhibición aérea en Zhuhai a principios de noviembre de 2018, pero solo se admitió a los corresponsales chinos. El dispositivo presentado ya ha pasado una serie de pruebas exitosas en el sitio de prueba en el noroeste de China.

Las estaciones de radar modernas son capaces de detectar diferentes tipos de objetivos, y el rango de detección depende de la reflectividad del objeto. Cuantas más ondas refleja el objetivo en el radar, más grande se verá en la pantalla.

Tecnologías furtivas

Para reducir la distancia a la que se puede detectar la aeronave, los investigadores han desarrollado varias tecnologías ocultas: una forma geométrica especial, el uso de recubrimientos absorbentes y materiales compuestos. Todos estos permiten reducir el número de ondas de radar reflejadas desde un cierto ángulo.

Estas tecnologías se utilizan en algunos tipos de aviones de combate modernos, incluidos el Su-57, el F-22 Raptor, el F-35 Lightning II, el J-20 y el B-2 Spirit. Gracias a la tecnología furtiva, es más probable que la aeronave vuele lo más cerca posible del objetivo antes de ser detectada por el radar enemigo. A medida que la tecnología furtiva se desarrollaba constantemente, los investigadores militares comenzaron a interesarse activamente en el desarrollo de nuevos métodos para detectar objetivos "invisibles". Uno de estos métodos es el radar cuántico.

De acuerdo con la descripción de CETC, su radar cuántico utiliza el principio de entrelazamiento cuántico. Este es el nombre del fenómeno en el que algunas características de los objetos cuánticos están interconectadas.

En el caso del radar chino, este utiliza pares de fotones enredados. Algunos permanecen en el sistema como control, mientras que otros forman un haz de radar de exploración. Los fotones en el haz se reflejan de nuevo en el radar cuando golpean cualquier objeto, después de lo cual el estado de las partículas reflejadas se compara con las de control.

Anteriormente, los desarrolladores chinos habían afirmado que, según las características modificadas de los fotones, era posible calcular no solo los parámetros estándar del objetivo, sino también la composición química de su superficie como la de la pintura. Según los desarrolladores, incluso un fotón es suficiente para detectar el objetivo.

El desarrollo de la estación de radar se ha llevado a cabo desde 2015 pero, por primera vez, la corporación china CETC anunció su creación en 2016. Según los desarrolladores, durante las pruebas del prototipo del radar, detectó objetivos aéreos a una distancia de hasta cien kilómetros.

Luego, los expertos refinaron el equipo, haciendo posible su funcionamiento confiable durante el día. El dispositivo presentado en la exposición es capaz de detectar y acompañar objetivos de superficie lentos. Otros detalles sobre el nuevo radar cuántico aún no se conocen.

El desarrollo de China en el sector defensa es cada vez más impresionante. Hace poco probaron con éxito un helicóptero de ataque que se pilotea solo y se filtró una imagen de un dron hipersónico que querían mantener en secreto.


Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”.​

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.