Esta veloz robot oruga es capaz de escalar pendientes de hasta 23º [VIDEO]

Xiaonan Huang et al. / Science Robotics, 2018

Ingenieros estadounidenses han creado un robot autónomo que se mueve gracias a las patas hechas de un material con efecto de memoria de forma. En una superficie horizontal, la velocidad del robot oruga alcanza aproximadamente la longitud de un cuerpo por segundo, lo que es comparable a la velocidad del movimiento de muchos organismos vivos, dicen los autores del artículo en Science Robotics.

Tradicionalmente, los ingenieros utilizan motores eléctricos como una fuente de movimiento para los robots. Pero en algunas condiciones, su uso no es tan conveniente, por lo que los desarrolladores tienen que usar actuadores que funcionan según otros principios. A veces, los ingenieros logran crear actuadores de alto rendimiento que pueden usarse en la práctica, pero en otros casos, estos desarrollos pueden ser de naturaleza puramente experimental.

El efecto memoria de forma 

Carmel Majidi de la Universidad Carnegie Mellon (EE.UU.) y sus colegas de otras universidades estadounidenses crearon varios prototipos de robots que caminan que utilizan  como fuerza motriz el efecto de memoria de forma. En su construcción, se utilizan actuadores, en el centro de cada uno de los cuales hay un alambre de níquel-titanio doblado en forma de П. El alambre está aislado en ambos lados con un elastómero con alta conductividad térmica.

El principio de funcionamiento del actuador es simple: cuando el alambre se calienta, vuelve a su forma alargada original, pero poco después, un elastómero con alta conductividad térmica elimina el calor y el actuador regresa a su posición original curvada. El actuador se puede enderezar y desarrollar una fuerza de 0,2 newton en 0,15 segundos. Todo el ciclo de movimiento (enderezamiento y flexión) toma alrededor de tres segundos y medio. Los desarrolladores usaron baterías de iones de litio de 4,5 gramos con un voltaje de 3,7 voltios como fuente de energía.

Esquema para la creación de actuadores. /Xiaonan Huang et al. / Science Robotics, 2018

Para demostrar el trabajo de los actuadores, los ingenieros imprimieron tableros de control flexibles y crearon varios prototipos de robots basados en ellos. El robot más perfecto es una oruga de seis patas que se mueve, extendiendo periódicamente diferentes actuadores. Las pruebas han demostrado que el robot puede moverse a una velocidad de aproximadamente una longitud de cuerpo por segundo en una superficie plana, y también escalar en superficies inclinadas con un ángulo de inclinación de hasta 23 grados.

Prototipos de robots creados por ingenieros./  Xiaonan Huang et al. / Science Robotics, 2018

María Cervantes
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que suma: www.nmas1.org”.​​​​​​

 

 

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.