Hombre sufrió de absceso intracraneal tras limpiar sus oídos con hisopos de algodón

Tomografía computarizada del paciente. Las flechas indican abscesos.
A.Charlton, N.Janjua, D.Rejali / BMJ Case Reports, 2019

Otorrinolaringólogos británicos han descrito un caso único de otitis media externa necrotizante, que podría haber sido causado por un objeto extraño en el oído, según informa BMJ Case Reports. El hombre desarrolló una enfermedad y luego absceso intracraneal después de que un pedazo de hisopo se le atasacara en la oreja al limpiarse.

En la otitis externa, se desarrolla una inflamación del conducto auditivo externo, tímpano o aurícula. La enfermedad puede ocurrir cuando se introducen objetos extraños o agua en el oído, a menudo se produce en nadadores o buceadores.

La otitis externa puede ser aguda o crónica, pero incluso la forma crónica rara vez produce complicaciones graves. Sin embargo, las personas con diabetes o inmunidad reducida pueden desarrollar otitis externa necrótica. Esta enfermedad peligrosa generalmente causa Pseudomonas aeruginosa. Como resultado, la persona desarrolla inflamación de los tejidos blandos del canal auditivo y, eventualmente, puede comenzar la inflamación de las meninges y tejidos del cerebro.

Dolor, secreciones y convulsiones 

Los otorrinolaringólogos del hospital británico de la Universidad de Coventry, Alexander Charlton, Noor Janjua y Darius Rejali describieron un caso único en el que se desarrolló una otitis externa necrotizante en una persona sana después de haber tenido un pedazo de hisopo en la oreja. Un hombre de 31 años de edad acudió a la clínica con quejas de dolor y secreción del oído izquierdo, así como la aparición de convulsiones. En este caso, el dolor en el oído izquierdo y la pérdida temporal de audición ocurrieron periódicamente en el paciente durante cinco años. Durante ese tiempo, fue tratado dos veces por otitis.

La tomografía computarizada mostró que el paciente en la región temporal izquierda desarrolló dos abscesos subdurales (es decir, inflamación entre las dos meninges superiores). Los médicos le diagnosticaron "otitis externa necrótica" y comenzaron a examinar sus oídos. Como resultado, encontraron un trozo de hisopo de algodón para limpiar las orejas en el canal auditivo externo izquierdo. Estaba cubierta con cera de oído y, aparentemente, cayó al oído hace algún tiempo. Según los médicos, se ha convertido no solo en la causa de la otitis necrótica, sino que también ha causado una inflamación recurrente antes.

El paciente pasó una semana en el hospital y luego tuvo que tomar antibióticos durante dos meses, después de lo cual desaparecieron el dolor en el oído y los problemas de audición.

Anteriormente, un equipo de científicos de los EEUU descubrió que cuando los ojos se mueven para enfocarse en un objeto, esta acción es seguida por un movimiento sincronizado de los tímpanos. La preimpresión del trabajo está disponible en bioRxiv.


María Cervantes 
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”.

 

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.