Fijama: el pijama inteligente que ayudará a mejorar la calidad de tu sueño [VIDEO]

Trisha L. Andrew 

Un equipo de ingenieros estadounidenses ha desarrollado pijamas inteligentes, que rastrean el ritmo cardíaco, la respiración y la postura de una persona mientras duerme. Esta prenda puede ayudar a las personas que sufren de insomnio y a sus médicos a comprender el motivo del trastorno y a corregir las condiciones del sueño. La prenda fue presentada durante la conferencia 257 de la American Chemical Society.

En diferentes poblaciones, del 3% al 42% de las personas sufren de insomnio. Este trastorno está cargado con el riesgo de enfermedades cardiovasculares y neurodegenerativas, incluido el Alzheimer. Además, el insomnio está asociado con la presencia de trastornos mentales, y recientemente los científicos han encontrado un vínculo genético entre el insomnio y el trastorno depresivo mayor.

Los trastornos del sueño se pueden diagnosticar mediante polisomnografía: el registro de los indicadores fisiológicos de una persona mientras duerme, como la frecuencia cardíaca, la postura y los movimientos respiratorios. Por lo general, tales observaciones se llevan a cabo en el laboratorio, lo cual es costoso y consume mucho tiempo. Por lo tanto, los médicos y los científicos están buscando otras formas de realizar investigaciones sobre el sueño, preferiblemente in vivo.

Anteriormente, se han presentado brazaletes que fijaban movimientos de la mano que mostraban resultados comparables a algunos datos polisomnográficos, y el año pasado, desarrolladores japoneses mostraron un prototipo de pijamas inteligentes que rastreaban los movimientos de una persona. Sin embargo, hasta hace poco, no había ningún dispositivo o ropa que registrara los movimientos y la postura de una persona, y otros parámetros fisiológicos importantes al mismo tiempo.

Fijama

Ahora, científicos de la Universidad de Massachusetts, dirigidos por Trisha L. Andrew, crearon pijamas inteligentes que rastrean el ritmo cardíaco y los movimientos respiratorios, la postura y los movimientos de una persona mientras duerme. Los sensores registran una presión constante con la que el sujeto presiona el colchón, e incluso se registran movimientos pequeños, como los latidos del corazón.

Los investigadores colocaron cinco parches poliméricos en cuatro pijamas regulares, cuatro de los cuales están hechos de material piezoeléctrico, y les colocaron sensores. Estos están conectados con hilos de nailon plateados cosidos en algodón. Los cables de los parches van a la placa de circuito impreso adjunta al botón. La información de los sensores se transmite al receptor mediante un pequeño transmisor Bluetooth ubicado en la misma placa.

Según los investigadores, lograron aplicar una capa delgada de polímeros en el tejido mediante vapor. Este método le permite aplicar películas delgadas de la sustancia a la superficie. "Este método nos permitió sintetizar un polímero y, simultáneamente, en la fase de vapor, aplicarlo al tejido... A diferencia de la mayoría de los dispositivos electrónicos portátiles, las películas de polímero obtenidas mediante deposición de vapor son resistentes al lavado y al desgaste y soportan cargas mecánicas en la producción textil", dice Trisha Andrew.

“Tuvimos que integrar elementos sensibles y fuentes de alimentación portátiles a la perfección en la ropa informal, al mismo tiempo que mantenemos el peso, la comodidad, la funcionalidad y la durabilidad de la ropa o tela familiar. También trabajamos con programadores e ingenieros eléctricos para procesar una gran cantidad de datos provenientes de los sensores. Para que al final tuviéramos información clara y comprensible”, agrega.

“Fijama”, como lo llaman los autores, ya ha sido probada en voluntarios y se verificó las lecturas de todos los sensores de manera independiente. Además, los desarrolladores han presentado una patente. Andrew espera que cuando finalicen las negociaciones con los fabricantes, los pijamas inteligentes estén a la venta en un plazo de dos años y costarán entre 100 y 200 dólares.

Actualmente, los autores están trabajando para mejorar los sensores que registran la postura de la persona dormida para que puedan ayudar a evitar que el cuerpo se caiga de la cama. Los autores no escriben exactamente cómo se hará esto, pero aparentemente el dispositivo rastreará los cambios en el área de superficie ocupada por la persona dormida. La tecnología puede ser utilizada en hogares de ancianos.

La investigación del sueño no es la única área donde se usa ropa inteligente. El año pasado, desarrolladores estadounidenses presentaron un prototipo de una chaqueta con calefacción. La ropa captura la temperatura del aire y ajusta la temperatura de la chaqueta siguiendo los movimientos de su dueño.
 

Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”.  

 

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.