Amazon acusado de rastrear y despedir automáticamente a sus trabajadores por "baja productividad"

Flickr

Amazon nuevamente está en el ojo de la tormenta por vulnerar los derechos laborales. De acuerdo a una demanda a la que tuvo acceso The Verge, el sistema de seguimiento del rendimiento utilizado en los almacenes de Amazon despidió automáticamente a varios cientos de empleados en la ciudad estadounidense de Baltimore (EE.UU.)

Amazon, uno de los minoristas en línea más grandes del mundo, posee docenas de almacenes para clasificar productos. Después de recibir el pedido, la compañía envía los datos al almacén, luego de lo cual uno de los trabajadores comienza a trabajar con él. Primero, recolecta los productos a pedido, luego los escanea para contabilizarlos en el sistema y los carga en una caja u otro embalaje.

Amazon utiliza varias métricas para evaluar el desempeño de los empleados, incluida una llamada “tiempo fuera” (TOT). Si los trabajadores dejan de escanear paquetes durante demasiado tiempo, el sistema genera automáticamente advertencias y, eventualmente, el empleado puede ser despedido.  

Anteriormente, Amazon ya ha sido criticada por tener requisitos demasiado estrictos para los trabajadores de almacén. Ahora se ha descubierto que la compañía ha usado el software de seguimiento para tomar la decisión de rescindir contratos con “empleados ineficientes”. The Verge obtuvo acceso a la carta del abogado de la compañía a la Administración Nacional de Relaciones Laborales de los Estados Unidos.

Despidos causados por el sistema

En una carta de respuesta, un portavoz de Amazon explicó cómo el sistema genera notificaciones sobre las interrupciones durante el trabajo. El sistema supervisa automáticamente el desempeño de todo el personal del almacén y reprende o notifica a quienes interrumpen sus labores sin la participación de los jefes de los empleados, aunque estos tengan el derecho de cancelar la decisión del sistema si lo consideran erróneo.

Además, los empleados despedidos pueden apelar su despido. En el período comprendido entre agosto de 2017 y septiembre de 2018, aproximadamente 300 empleados del almacén de Amazon en la ciudad de Baltimore fueron despedidos debido al trabajo del sistema.

La carta indica que, si el tiempo de TOT está entre 30 minutos y una hora por día, el empleado recibe la advertencia escrita habitual. Si es de una hora a dos, recibe un ultimátum escrito. Y si no hace el trabajo por dos horas o más, entonces es despedido. Durante el año, un empleado puede recibir hasta cinco reprimendas escritas regulares y no más de un ultimátum, de lo contrario, el sistema también generará automáticamente un aviso de despido.

Ahora Amazon automatiza activamente los almacenes y reemplaza a los trabajadores con robots. En los almacenes de la empresa, los robots de transporte ya están trabajando, realizando su trabajo de 4 a 5 veces más eficientemente que los humanos. Todo este cambio de paradigma puede ser un anuncio de lo que se viene en los próximos años para el mercado laboral.
 

Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”. 

 

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.