Orcas asesinas tienen menos opción de sobrevivir cuando pierden a un miembro de su familia

J. Maughn / Flickr

 

Las orcas, frecuentemente denominadas ballenas asesinas por su estilo agresivo de caza, tienen menos posibilidades de sobrevivir si algún individuo de su familia muere. Científicos franceses analizaron los datos sobre la población de orcas en el Océano Índico y concluyeron que la muerte de un individuo provoca la reducción del grupo, aunque los mamíferos intenten establecer nuevas conexiones con miembros de grupos vecinos. Los resultados de su trabajo fueron publicados en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences.

Las orcas (Orcinus orca) son animales sociales, como muchos otros mamíferos. Viven en grupos estructurados, los cuales normalmente constan de hembras maduras y crías de diferentes edades. Los vínculos estrechos en tales grupos contribuyen a la supervivencia de las orcas, pero también conllevan algunos peligros. Es decir, si muere un miembro crucial del grupo, otras ballenas asesinas estarían expuestas a peligros potenciales. 

 

La caza furtiva pone en peligro la vida de orcas

Los biólogos marinos, liderados por Marine Busson de la  Universidad de La Rochelle, decidieron investigar como la muerte de un individuo afecta a otras orcas. Para eso recopilaron datos de 1987 a 2014 información sobre ballenas asesinas que viven cerca de las islas Crozet en el Océano Índico. 

En su análisis final hay más de seis mil imágenes de 221 orcas pertenecientes al grupo. Cada orca de esa colonia fue capturada, marcada y después liberada. Gracias a esto los biólogos lograron entender las conexiones sociales entre los mamíferos y construyeron un modelo de supervivencia en el grupo. Además, contaron con los datos sobre caza furtiva, con episodios registrados en zona de estudios entre 1996 y 2002. 

El modelo muestra que la supervivencia de cada orca, por una parte, depende del número total de los individuos en el grupo. Por otra parte, sus posibilidades de sobrevivir están directamente relacionadas con la intimidad de relaciones con otras orcas.

Los resultados del modelo construido mostraron que la supervivencia de cada individuo dependía, por una parte, del número de individuos en el grupo y, por otra parte, de la fuerza de enlace entre dos individuos (un número de 0 a 1 dependiendo de la frecuencia con la que se vieron juntos).


Gráfico de supervivencia de las orcas en función de tamaño del grupo y la fuerza de conexiones entre individuos
Marine Busson et al. / PNAS, 2019

 

Cómo las ballenas asesinas afrontan la muerte de sus familiares

Además, los científicos presentaron otro modelo que evaluó la posibilidad aproximada de supervivencia de orcas antes del periodo de caza ilegal y después de ella. Como podemos ver en el dibujo, al principio, todas las orcas tenían relaciones bastante cercanas y la tasa de supervivencia bastante estable. Sin embargo, tras la muerte de uno o dos individuos en el grupo este indicador se redujo considerablemente, a pesar de que muchas orcas sobrevivientes tuvieran fuertes conexiones entre sí. Al mismo tiempo, los sobrevivientes intentaban establecer nuevas relaciones con orcas de otros subgrupos, pero fueron mucho más débiles que las originales. Su tasa de supervivencia como consecuencia no cambió. 

El esquema que ilustra las conexiones entre individuos en un grupo de orcas y cambios en su supervivencia
Marine Busson et al. / PNAS, 2019

 

Los científicos llegaron a la conclusión de que las conexiones establecidas en el grupo inicialmente son muy importantes para orcas. La muerte de un miembro de familia, incluso por las causas de origen humano, influye en gran medida a las posibilidades de supervivencia de los otros individuos. Además, los nuevos enlaces no fueron suficientes para detener el proceso.

En nuestro artículo Orcas: hermosas y complejas cazadoras del mar puedes encontrar más información e imágenes sobre la evolución de las ballenas asesinas, sus grupos sociales, los métodos de caza y mucho más. 

 

Yana Berman
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, tecnología que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, tecnología que sumawww.nmas1.org”.

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.