Fósiles de una madre y su hijo de 7,6 mil años son hallados en la capital de Bulgaria

Academia de Ciencias de Bulgaria

 

Un equipo de arqueólogos encontró un entierro neolítico de hasta 7,6 mil años en la capital de Bulgaria, Sofía. Los científicos creen que los fósiles pertenecen a una mujer y un niño, pero todavía no obtuvieron muchas detalles precisos sobre los esqueletos encontrados. Según informó Academia de Ciencias de Bulgaria, la tumba fue descubierta en el territorio de Slatina, un asentamiento antiguo que probablemente existió hace ocho mil años. 

 

El pueblo antiguo en las afueras de Sofía

El asentamiento neolítico de Slatina fue encontrado accidentalmente en 1950, cuando se realizaban unas obras de construcción en las afueras de Sofía. Lo nombraron por el río cerca del cual se encontraba. Los arqueólogos comenzaron las primeras excavaciones allí en 1958 y encontraron edificios de aldeanos, sus hogares y cerámicas. Es probable que algunas de casas en Slatina fueron las viviendas neolíticas más grandes de su época. Por ejemplo, una de ellas fue de casi 300 metros cuadrados, y las dos más de 147 y 117 metros cuadrados.

Luego, durante las labores de protección los arqueólogos hallaron herramientas y armas de piedra, así como unas tumbas. Descubrieron que los residentes de Slatina cultivaban trigo y lentejas y pastoreaban el ganado. Organizaban graneros y salas para rituales religiosos justo en sus casas. En una de las viviendas los arqueólogos encontraron un fragmento de una estatua de mármol que probablemente representara una deidad femenina relacionada con los rituales de fertilidad. Puede ser que el asentamiento existiera durante aproximadamente 500 años en el período entre 7,5 y 8 mil años atrás.

 

Una tumba con objetos de culto religioso

El último descubrimiento en Slatina es la tumba, de una antiguedad de 7,6 mil años. Se ubica cerca de la casa en las afueras del pueblo. Fue encontrada por arqueólogos liderados por el vicepresidente de la Academia de Ciencias de Bulgaria, Vassil Nikolov. Tras examinar los restos, los científicos sugirieron que son fósiles de una mujer y un niño. Para confirmar su hipótesis, corresponde realizar un análisis adicional de sus restos. Además del entierro, encontraron utensilios domésticos y objetos de culto religioso. Así también, cucharas de huesos, cerámica y partes de mesas diseñadas para sacrificios.

Anteriormente, arqueólogos búlgaros encontraron unas ruinas de taller donde se produjeron las herramientas de sílex. Presumiblemente existiera en el V milenio antes de Cristo. Los científicos sugirieron que allí los antiguos maestros hacían herramientas que luego se extendieron por la mayor parte de la península balcánica.

 

Yana Berman
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”.  

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.