Los amantes de Módena: el “romántico entierro” medieval que resultó ser de dos hombres

Federico Lugli / Scientific reports, 2019

Científicos italianos han descubierto que los amantes de Módena, el famoso entierro en un cementerio medieval que tenía una pareja agarradas de la mano, fueron hombres. La investigación publicada en Scientific Reports sugiere que podrían ser parientes que murieron durante el conflicto militar. Era poco probable que fueran una pareja homosexual: a principios de la Edad Media, tales relaciones fueron condenadas o consideradas un delito.

En 2009, al excavar un cementerio en Módena italiana, que data de los siglos IV y VI dC, los arqueólogos encontraron un entierro doble. Los esqueletos encontrados estaban tomados de las manos. Los periodistas se interesaron por el hallazgo e incluso antes del estudio de los restos, decidieron que los fallecidos eran un hombre y una mujer y que se amaban, incluso se les llamó: "Los Amantes de Módena".

Sin embargo, con su estudio detallado, surgieron dificultades porque los restos estaban en mal estado. Por lo tanto, los investigadores italianos dirigidos por Federico Lugli de la Universidad de Bolonia, realizaron un análisis osteológico y determinaron el sexo de una de las personas fallecidas: era mujer.

Luego, decidieron verificar los resultados de una manera diferente. Un análisis genético preliminar no dio ningún resultado, por lo que los autores del estudio decidieron utilizar el método desarrollado recientemente para determinar el sexo de los restos mediante el análisis del esmalte dental.

Analizando los dientes

Una de las proteínas estructurales del esmalte dental, la amelogenina, se presenta en dos formas, que tienen una estructura ligeramente diferente. Los hombres solo tienen la forma Y, y las mujeres tienen ambas formas de la proteína: Y y X. Para distinguir entre dos formas de amelogenina en el esmalte y, por lo tanto, para averiguar el sexo del dueño del diente, se puede usar espectrometría de masas.

Los resultados del análisis mostraron que los "Amantes de Módena" eran hombres. Como descubrieron los investigadores después de una búsqueda en la literatura científica, los entierros dobles, en los que los esqueletos se tomaban de las manos, eran raros en el Neolítico, la antigüedad e incluso en la Edad Media. Pero siempre fue un hombre y una mujer.

Los autores creen que los "amantes" podrían ser hermanos o primos. Quizás murieron en una batalla militar y fueron enterrados en la misma tumba. El hecho de que el cementerio donde se encontraron los muertos podría haber sido militar fue evidenciado por una gran cantidad de restos de personas que aparentemente murieron a causa de heridas.

Los científicos no excluyen la posibilidad de que una pareja homosexual fuera enterrada en un entierro doble, pero creen que esto es poco probable. Teniendo en cuenta que, desde finales del siglo IV, las relaciones entre personas del mismo sexo estaban condenadas, y en el siglo VI fueron consideradas un crimen, difícilmente serían objeto de alarde.

Ocasionalmente, los arqueólogos encuentran no solo los lugares de enterramiento de hombres y mujeres, tomados de la mano después de la muerte, sino también mujeres de un nivel social importante. Por ejemplo, esta mujer celta de hace 2 mil años tuvo sobrepeso.
 

Victor Román
Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma.

Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”.

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.