Esta estrella ‘sobrevivió’ a un agujero negro

NASA/CXC/M. Weiss

Un equipo de astrónomos acaba de identificar una estrella (ahora enana blanca) que soportó ser tragada por completo por un agujero negro, quedándose atrapada en una órbita elíptica de solo nueve horas. Los detalles del estudio se publicaron en Monthly Notices of the Royas Astronomical Society.

¿Qué sucede?

Es común observar que un agujero negro expulsa destellos de rayos X luego de que trague grandes cantidades de materia. Esto se debe a que la materia, a medida que se aproxima al agujero negro, se calienta a grandes temperaturas.

Este es el comportamiento común de un agujero negro. Sin embargo, lo que no es común es observar que estas eyecciones se observen de matera periódica. Este desconcertante comportamiento se observa en GSN 069: cada nueve horas se detecta una eyección de rayos X.

“Esta enana blanca está encerrada en una órbita elíptica cerca del agujero negro, orbitando cada nueve horas”, explicó Andrew King de la Universidad de Leicester. “En su aproximación más cercana, aproximadamente 15 veces el radio del horizonte de sucesos de este agujero negro, el gas se extrae de la estrella en un disco de acreción alrededor del agujero negro, liberando rayos X”.

Posible explicación

Según el modelo de King, este agujero negro bastante liviano (400.000 masas solares) se encontró en su camino con una gigante roja, una de las etapas finales en la vida de las estrellas. Rápidamente, el agujero negro deshizo las capas externas de la estrella, acelerando su evolución hacia una enana blanca, el remanente que se genera cuando la estrella agota su combustible nuclear.

En este momento, la enana blanca quedó capturada en una órbita alrededor del agujero negro, por lo que continuó alimentándose de ella. La órbita de nueve horas, explicaría la detección periódica del mismo tiempo de rayos X.


Órbita de la enana blanca alrededor del agujero negro. /NASA/CXC/M. Weiss

El hecho de que GSN 069 tenga una masa reducida, hace posible que la estrella puede viajar a una órbita más cercana. Para sobrevivir a un agujero negro mucho más masivo, la órbita tendría que ser mucho más grande.

¿Qué ocurrirá con la enana blanca? Esta permanecerá en la órbita que tiene, mientras continúa siendo despojada de su masa por otros miles de millones de años más. Con el tiempo, su tamaño y masa disminuirán hasta que se convierta posiblemente en un gigante gaseoso.

“Hará todo lo posible por escapar, pero no hay escapatoria”, expresó King. “El agujero negro lo comerá cada vez más lentamente, pero nunca se detendrá.

 

Adrian Díaz

Esta noticia ha sido publicada originalmente en N+1, ciencia que suma
Sobre N+1: Es la primera revista online de divulgación científica y tecnológica que permite la reproducción total o parcial de sus contenidos por medios de comunicación, bloggers e influencers, realizando la mención del texto y el enlace a la web: “Esta noticia ha sido publicada originalmente en la revista 
N+1, ciencia que sumawww.nmas1.org”.​​​​​​

 

Suscríbete

Déjanos tu mail para recibir nuestro boletín de noticias

La confirmación ha sido enviada a tu correo.